Ronald Koeman entregó a Jordi Alba la titularidad del lateral izquierdo y el canterano le correspondió ante el Villarreal con una actuación pletórica. El peligró sucedió esencialmente por su banda y gracias a sus subidas. Fruto de una de sus incursiones, llegó uno de los dos goles de Ansu Fati. Un centro raso hacia atrás que tantas veces se le ha visto hacer a Messi lo pilló el joven delantero para clavar el primer gol. En defensa y en la presión también fue muy intenso.

Alba logró reivindicarse ante el técnico holandés. Y no lo tenía fácil. Protagonista de una década repleta de títulos, Jordi Alba vio en verano como su nombre salía en la lista de transferibles después de la debacle de Lisboa. El club había tomado la decisión de traspasarle pero la última renovación, con subida gradual de su ficha, imposibilitaba su salida en época de pandemia. El club había fichado el año anterior a Junior Firpo y buscaba otro lateral zurdo para cubrir su marcha. En una reunión de la secretaría técnica se descartaron las dudas iniciales y se decidió que Alba seguiría en la plantilla. El lateral también quería quedarse.

Koeman mantuvo una charla muy clarificadora con Alba. El técnico holandés le dijo que contaba con él, pero especificando que quería su mejor versión y que si lo conseguía lo mantendría en su proyecto.

Alba captó el mensaje de forma positiva, consciente de que la recuperación deportiva y anímica del Barça tras la decepcionante temporada anterior sin títulos era misión de todos. Como sus compañeros, ha sufrido con la marcha de amigos como Luis Suárez o Arturo Vidal, con quienes estaba muy unido, pero ha sabido aislarse de problemáticas lógicas en el mundo del fútbol para centrarse en el día a día.

Y ha sido así, con el trabajo diario, como Alba ha recuperado el nivel. Le ha ido muy bien la nueva dinámica en los entrenamientos implantada por el ‘staff’ técnico de Ronald Koeman, con el preparador físico, Albert Roca, curiosamente lateral zurdo en su etapa como futbolista en el CE Sabadell y en el Real Zaragoza, y los fisioterapeutas muy pendientes de explotar las características individuales de cada jugador. En el caso de Jordi, está claro que había que potenciar la velocidad y mejorar respecto a la pasada temporada la recuperación entre carrera y carrera.

Sezione: Primer equipo / Data: Mar 29 settembre 2020 a las 16:00 / Fuente: Mundo Deportivo
Autore: Stefano Bentivogli
Ver lecturas
Print