Aunque es uno de los jugadores con más minutos desde que llegó en el verano de 2019, Antoine Griezmann completa muy pocos partidos con el Barça. De sus 46 titularidades totales, contando todos los torneos oficiales, el delantero francés ha disputado los 90 minutos en sólo 19, apenas un 41%. La tónica es general, sin embargo, con los tres técnicos que han estado en el banquillo: Valverde, Setién y Koeman.

Esta temporada, con el holandés, Griezmann ha intervenido en los cuatro encuentros de Liga jugados sin terminar ninguno. Ni frente al Villarreal (78’) ni ante el Celta (45’) -fue el sacrificado por la sanción a Lenglet- ni frente al Sevilla (71’) ni tampoco ante el Getafe (80’). El francés ha sido uno de los jugadores víctima de los cambios y eso que Koema n no siempre ha recurrido a las cinco sustituciones.

Griezmann acumula muchos minutos desde su llegada. 3.763 repartidos en 52 encuentros, en el que seis de ellos actuó partiendo desde la suplencia. En Liga ha intervenido en 39 de los 42; en la Champions League en los 9,en la Copa en uno de 3 y uno en la Supercopa. Y a pesar de ello, Griezmann es uno de los sacrificados por los entrenadores para refrescar al equipo o introducir variantes tácticas, esté jugando bien o no. La pasada campaña 2019-2020 fueron en 25 partidos de 48. Se da la curiosa circunstancia de que en los cinco partidos en los que no ha sido titular pero ha entrado en juego en el tramo final, el Barça ha empatado tres partidos y ha perdido en dos.

En declaraciones a Radio Marca, Héctor Fernández, responsable de su agencia de comunicación, habló ayer de las críticas que está recibiendo. “Antoine es muy fuerte mentalmente, no tiene la menor duda de que puede revertir la situación. En la calle es impresionante el cariño que le tienen. Es un escenario distinto al de las redes sociales”, foro en el que ha recibido los mayores reproches. También explicó sus palabras en Francia, asegurando que Deschamps le ponía en su sitio. “Tuve que explicarle que en España nadie sabía de las críticas en Francia a Deschamps. Ahí Griezmann solo protegió a alguien que ha ganado un Mundial. Decir que ‘lanzó un dardo a Koeman’ es ser malintencionado”. Y asegurá finalmente con rotundidad: “Que se hable de Griezmann como que ‘está amortizado’ o que ‘ha fracasado’ es una barbaridad”. Preguntado si pudo volver al Atlético, dijo: “No. Él está bien en Barcelona”.

Sezione: Primer equipo / Data: Mar 20 ottobre 2020 a las 17:30 / Fuente: Mundo Deportivo
Autore: Stefano Bentivogli
Ver lecturas
Print