A la espera de que se retome la competición y pendientes todavía de conocer las nuevas condiciones del mercado de fichajes de este verano, en los despachos del Camp Nou se trabaja en la confección de la plantilla del próximo curso. Se avanza en la llegada de jugadores como Lautaro Martínez o Pjanic, pero no se olvida la ‘operación salida’, puesto que el curso que viene, sin contar a los fichajes aún por llegar, la nómina azulgrana será de 35 jugadores. Y los que podrían salir no tienen ninguna intención de abandonar el Camp Nou, lo que dificulta aún más los movimientos del club.

Ya sea en público o en privado, la mayoría de jugadores que aparecen en las quinielas como transferibles o como moneda de cambio para los trueques, dejan claro que quieren seguir en el Barça. El último en hacerlo ha sido Arturo Vidal, cuyo discurso está en la línea de lo expresado por Arthur o por Rakitic.

El chileno explicó que “me siento mejor que nunca en el Barça” y también apuntó que su familia está encantada en la ciudad, para recalcar que no tiene intención de moverse, pese a que meses atrás deslizó en alguna entrevista televisiva que si no era protagonista buscaría una salida. Vidal se suma así a lo dicho por Arthur y por Rakitic, los que han hablado más claro. El brasileño incluso emitió un comunicado para asegurar que sólo piensa en el Barça y que rechaza salir, después de que el club autorizara a la Juve a negociar con él, en el marco de la operación Pjanic.

El brasileño fue contundente, como lo fue Ivan Rakitic, el futbolista que más se ha prodigado en los medios durante el confinamiento. En MD dejó claro que “no soy un saco de patatas” y esta semana reclamó una llamada de Bartomeu o Abidal.

Las negativas a abandonar el Barça no acaban ahí. Neto ya le ha comunicado al club que tampoco tiene intención de moverse sólo un año después de su llegada, después de que MD desvelara que el club no descartaba traspasarle. Junior y Umtiti, que también aparecen en varias operaciones, tampoco quieren salir, igual que Emerson no desea ser repescado del Betis para entrar en alguna operación.

Riqui Puig también ha cerrado la puerta a una posible cesión, Lenglet, pese a que se cuenta con él, ha advertido que espera seguir e incluso Suárez confía en renovar más allá de 2021. En definitiva, que del Barça no se quiere marchar nadie

Sezione: Primer equipo / Data: Sab 23 maggio 2020 a las 19:30 / Fuente: Mundo Deportivo
Autore: Stefano Bentivogli
Ver lecturas
Print