Guillermo Amor, director de relaciones institucionales del FC Barcelona, habló tras el Clásico y mostró su malestar por la decisión arbitral del penalti de Lenglet sobre Sergio Ramos que acabó decantando el partido.

“Los jugadores, cuando no están bien o no tienen un buen partido, saben que pueden salir del equipo. Los árbitros y los del VAR deberían tomar también algunas decisiones cuando hay equivocaciones aunque no sé si las toman”, dijo Amor, que profundizó sobre su crítica arbitral.

“Cuando hay un error que decide partidos y decide campeonatos... Nos estamos jugando muchísimo. Normalmente no se suele pitar. El agarrón tampoco es mucho. Sí es cierto que hay un pequeño agarrón pero Sergio Ramos es un jugador fuerte y es difícil tirarlo con ese agarrón. El balón parece que no iba en esa dirección o no llegaba. La semana pasada hubo una jugada del Betis mucha más clara y luego ni se pitó”, sentenció Amor, visiblemente molesto por la actuación de Martínez Munuera.

Sezione: Primer equipo / Data: Dom 25 ottobre 2020 a las 13:30 / Fuente: Mundo Deportivo
Autore: Stefano Bentivogli
Ver lecturas
Print