El Barça B necesitaba tres puntos para salir de la zona baja, tras tres derrotas consecutivas y llegó justo cuando García Pimienta tomó la decisión de jugársela con la 'gente de casa', dejando a los fichajes Maia, Pereira, Zeballos y Manaj fuera del once, con el solo Ramos Mingo titular.

El Barça B, con Jandro Orellana y Nico González en el centro del campo, recuperó su mejor nivel y la primera parte se acabó con los blaugranas adelante en el marcador gracias a un tanto de Nils Mortimer en su estreno goleador con el filial. En la segunda parte, a los 20 minutos de la reanudación, Konrad De La Fuente culminó una acción colectiva ADN Barça con un disparo ajustado desde la frontal para marcar el 2-0.

Y el Lleida se metió en el partido después de un error de Comas, que peinó atrás un centro y se marcó en propia puerta tras descolocar a Tenas. Los de García Pimienta acabaron sufriendo, pero lograron tres puntos que tanto deseaban y necesitaban.

Sezione: La Masia / Data: Lun 30 novembre 2020 a las 17:00
Autore: Giusi Zaffiro / Twitter: @giusi1998@live.it
Ver lecturas
Print