Hristo Stoichkov atiende a Mundo Deportivo desde su domicilio en Miami, donde suma su primera semana de cuarentena debido al coronavirus. Apenas sale el delantero búlgaro de su casa para desplazarse a los cercanos estudios de Univisión, donde participa del programa de televisión que le ha llevado a entrevistar a los futbolistas más importantes del mundo. Bajo mínimos, mantienen la emisión con las últimas charlas del que fuera Balón de Oro en 1994.

¿Cómo está viviendo el confinamiento en casa?

Protegiéndonos mucho. Como mucho ajo, cebolla, bebo agua caliente y me doy largos baños de agua caliente para protegerme de ese virus.

¿Está con su familia?

Sí, con Mariana, mi esposa, y mi suegra, que tiene 80 años y es a la que más tenemos que cuidar porque el coronavirus se lleva sobre todo a gente mayor. Mi hija vive cerca y hace una semana que no veo a mi nieto, no nos podemos arriesgar. Es una enfermedad que se transmite con mucha facilidad.

¿Se nota en las calles de Miami?

Sí, cada día más. Empezó por las escuelas y las playas y cada vez son más estrictas las medidas. Nosotros seguimos con mucha atención lo que está pasando en Italia y España por eso ya tomamos las medidas antes. Es una enfermedad muy jodida. Pero mira las edades de los fallecidos: afecta a los ancianos, a gente mayor, es a ellos a los que tenemos que proteger más. Soy un deportista nato, he hecho deporte toda mi vida, estoy sano pero en este periodo aún me cuido mucho más para no contagiarme y contagiar a los que más quiero. No hemos de asustar a la gente, hemos de educar a la gente para que sepa como protegerse y proteger a los suyos”.

¿Sigue la situación de nuestro país?

Claro, hablo mucho con Minguella y con mis amigos del vestuario del Barça. Sé que los hospitales están saturados, que crece el número de infectados y de muertos. Les digo que se cuiden mucho. Esta crisis del coronavirus nos está dando un mapa claro de cómo está el mundo. En China solucionaron la crisis en dos meses. China está fuerte. Movilizó el país, lo puso en cuarentena y nadie se saltaba las normas. Italia y España están débiles, como el resto de Europa. Veremos qué pasa ahora con Estados Unidos.

El gobernador de Florida Ron DeSantis ha explicado que en los condados de Miami y de Broward están se están concentrados los casos de coronavirus, cerca de 1.300 contagiados y 17 muertos contabilizados de momento...

Sí, vamos a ver cómo reacciona Estados Unidos a esta crisis del coronavirus. Un virus ha paralizado el planeta. Muy jodido.

¿En Estados Unidos se ha cancelado la temporada de NBA y otros acontecimientos deportivos?

Sí, está todo parado para evitar los contagios. En Europa veo muy complicado que pueda jugarse la final de la Champions. Mira cómo se está extendiendo el virus por Europa... Ahora en Inglaterra, su primer ministro ya ha cambiado el mensaje. Y todavía no ha llegado a países de forma grave. Por ejemplo en Turquía se han diagnosticado 1.200 casos y hay pocos muertos porque está en el principio de todo, un país de 100 millones de personas. ¿Y creéis de verdad que se podrá reiniciar el fútbol europeo? ¿Que se podrá jugar una final en Estambul aunque la pases a junio? Soy pesimista.

Entonces la Liga...

Lo más importante es la salud y los contagios siguen subiendo. No creo que se acabe la temporada.

Su trabajo le ayudará a llevar mejor esta pandemia ¿Cuántas entrevistas ha realizado estos últimos tiempos?

Más de 50 con los fenómenos de todo el mundo, podría hacer un DVD, no lo descarto.

¿Con cuál se queda?

No puedo escoger una. Las más fáciles son las que hago a mi familia del Barça, ellos son los míos. Cuando hablo con Messi él entiende que yo viví lo mismo, el Balón de Oro, ser un futbolista importante. No habrá otro como él.

¿Mourinho estuvo muy cariñoso con usted?

Mucho, me quiere mucho. Siempre es interesante escuchar a Mou, un tipo que te sorprende. También fue deliciosa la entrevista con Ancelotti, un gran tipo. ¿Y sabes dónde me trataron muy bien? En el Athletic. Su presidente (Aitor Elizegi) es cojonudo. También el Cholo Simeone me trató increíble y a Klopp le hice la entrevista tres días antes de la final de la Champions, me dejó entrar al hotel de concentración del Liverpool, un fenómeno.

Sezione: Ex barcelonistas / Data: Mer 25 marzo 2020 a las 15:00 / Fuente: Mundo Deportivo
Autore: Stefano Bentivogli
Ver lecturas
Print