Con el máximo secretismo y evitando pasar por las instalaciones del Camp Nou la víspera del partido después de que el presidente Aurelio de Laurentiis lleve bastantes días clamando contra la UEFA por una seguridad sanitaria que el FC Barcelona y la Conselleria de Sanitat de la Generalitat de Catalunya ven fuera de toda duda, el Nápoles se ejercitó ayer por la mañana en su ciudad deportiva de Castel Volturno antes de tomar un vuelo chárter rumbo a la Ciudad Condal por la tarde y concentrarse en el Hotel Gran Marina, de donde no saldrán hasta aproximadamente dos horas antes de iniciarse el envite en el Estadi.

Al avión, como ya se daba por sentado días antes, se subió Lorenzo Insigne, estrella del conjunto partenopeo, que el sábado pasado sufrió una lesión en el adductor izquierdo durante el 3-1 al Lazio , último partido de una Serie A en la que el Nápoles finalizó séptimo.

Tras haberse entrenado con un plan individualizado a inicios de semana, el italiano figurará en el once inicial con un 4-3-3 como dibujo en principio en que el granadino José Callejón y el belga Dries Mertens se perfilan como favoritos para completar el ataque.

En la portería estará el colombiano David Ospina, que se ha ido alternando en las últimas jornadas del ‘scudetto’ con Alex Meret pero ganando la partida al italiano para afrontar el reto de salir indemne del duelo ante el tridente integrado por Leo Messi, Luis Suárez y Antoine Griezmann. En la defensa, Di Lorenzo y Mario Rui en los laterales como en la ida y Manolas con Koulibaly, que se perdió por lesión el choque del 25 de febrero, cuando fue suplido por Maksimovic. El sevillano Fabián Ruiz, el alemán Diego Demme y el polaco Piotr Zielinski coincidirán también en la zona ancha como en la ida. En aquella ocasión, Fabián e Insigne jugaron algo más atrasados en un 4-1-4-1 con Demme de mediocentro. Hoy se espera algo un esquema más ofensivo en busca de al menos un gol, obligado para el Nápoles para intentar pasar a cuartos de final.

Sezione: Champions League / Data: Sab 08 agosto 2020 a las 18:30 / Fuente: Mundo Deportivo
Autore: Stefano Bentivogli
Ver lecturas
Print