Un gran Dembélé torpedea al ‘Submarino’

02.12.2018 20:40 de Giusi Zaffiro Twitter:   artículo leído 37 veces
Un gran Dembélé torpedea al ‘Submarino’

El Barça superó el escollo del Villarreal con goles de Piqué y Aleñá, solución valiente de Valverde en la segunda parte, pero con una actuación soberbia de Ousmane Dembélé, que abrió con sus regates y su descaro el muro amarillo de la oprimera parte. El 2-0 es corto viendo la primera parte, pero más ajustado viendo la segunda, en la que el Villarreal buscó algo más la portería de Ter Stegen, pero con muy poca mordiente y perdido en los insantes finales en brusquedades callejeras. El conjunto azulgrana aprovechó el tropezón del Atlético y presiona al Sevilla de cara a su partido en Vitoria.

La conexión Semedo-Dembélé, por la derecha,rompió de entrada el ordenado esquema del Villarreal, un teórico 4-3-3 flexible que en defensa se transformaba en 4-5-1, buscando cerrar espacios para el centro del campo azulgrana y encerrar a Messi, sin reparar en acciones muy duras de Víctor Ruiz o Álvaro o Cáseres. En el caso de este último, sin tarjeta después de tres entradas criminales. El extremo francés fue el encargado de dinamitar el tinglado amarillo. Rompió, encaró, desequilibró, dribló, buscó a sus compañeros y fue el autor del centro que Piqué remató, impecable, para abrir el marcador.

El Barça había dominado el partido en casi todas las partes del campo, pero no había generado mucho peligro más allá de una rosca de Messi que sacó Asenjo. Por el Villarreal, en cambio, gerard Moreno había rematado al palo tras una contra que él mismo había originado y que culminó ‘robándole la cartera’ a Lenglet dentro del área, muy cerquita de Ter Stegen. También Chukweze había causado problemas a Jordi Alba por la banda en otra de las escasas escapadas arriba del ‘Submarino’.

En esas que aparece Dembélé, en pleno ataque estático del Barça y con el Villarreal encerrado y se saca de la chistera el centro que Piqué remata a gol, para abrir la lata.

Asenjo sacó el segundo del Barça, en un temate de Messi tras una jugada que él mismo se había fabricado, combinando con Coutinho y con internada final de Alba en una de las primeras acciones en que funcionaba la banda izquierda al mismo nivel que la derecha.

Segundo acto espeso

El Villarreal subió una marcha tras el descanso, consciente de que para empatar nevcesitaba hacer algo más que en la primera parte. Acciones de Manu Trigueros y de un Gerard Moreno enzarzado en un nuevo capítulo de su relación de trifulcas con Piqué, que por otro lado estuvo colosal toda la noche. Moreno fue perdiendo los nervios hasta que calleja decidió cambiarlo por Toko Ekambi.

El Barça, pese a cambios valientes de Valverde, dando entrada a Aleñá por Arturo Vidal y a Malcom por un Coutinho que no acaba de arrancar, fue desinflándose y no explotó lols espacios que iba dejando el Villarreal, aunque tampoco pasó por excesivos apuros gracias a la concentración defensiva.

El partido lo cerró Carles Aleñá, como premio a la valentía de Valverde y a su propio talento. Situado como mediapunta por delante de Busquets y Rakitic, combinó con Messi y aprovechó una magnífica asistencia vertical del argentino para colarse entre los dos centrales del Villarreal, retratados, y poner el 2-0 en el marcador.