El día todavía lejano, que Leo Messi cuelgue las botas, al enumerar sus títulos, goles, asistencias, Balones de Oro, Botas de Oro y Pichichis, entre otros muchos logros individuales y colectivos, habrá que incluir algo más valioso que cualquier trofeo: su solidaridad. El delantero del FC Barcelona, mágico dentro y fuera del campo, ha sido alabado en todo el mundo por la donación de un millón de euros para la lucha contra el coronavirus, una cantidad repartida entre el Hospital Clínic de Barcelona y un centro sanitario de su país, Argentina. Servirá para comprar material con el objetivo de seguir atendiendo en las mejores condiciones posibles a enfermos y pacientes. Y ayudará a la búsqueda de una solución.

No es la primera vez que Messi, sensibilizado con los temas relacionados con la salud, echa una mano a los hospitales de Barcelona. A través de su Fundación, una entidad sin ánimo de lucro creada en 2007 y dedicada al desarrollo de acciones solidarias y de compromiso social, fue uno de los padrinos del SJD Pediatric Cancer Center de Barcelona, el centro oncológico infantil más grande de Europa, en el Edificio Docente del Hospital Sant Joan de Déu. Además de sus aportaciones económicas, su compromiso en la campaña ‘Para los Valientes’ ayudó a recaudar los 30 millones necesarios. Leo se implicó en el proyecto y se sintió muy afectado por el fallecimiento de algunos de los niños enfermos que participaron con él en el primer anuncio.

En otro centro médico, el Hospital Universitario Vall d’Hebron, la Fundación Leo Messi financió el Espai Barça, un área lúdica de 45 m² situada en el Hospital Maternoinfantil. Y permitió crear una gestora de casos de los pacientes de los ensayos clínicos en el Grupo de Investigación Traslacional en Cáncer de la Infancia y la Adolescencia del VHIR.

Sezione: Primer equipo / Data: Jue 26 Marzo 2020 a las 15:30 / Fuente: Mundo Deportivo
Autore: Stefano Bentivogli
Ver lecturas
Print